Las hornillas comerciales son fuegos a gas con soportes de suelo, para cocinar grandes cantidades de alimentos, durante festivales y ferias, como también en restaurantes y estructuras hoteleras. Estos equipos, equipados con pies regulables y grifos con válvula de seguridad, son fácilmente transportables para poder emplearse también al abierto.